Hace una semana os contamos qué modelo de chimenea es mejor entre las de leña, biomasa, gas o bioetanol. Y hoy continuaremos hablando de elementos de un hogar que pueden ayudarnos a conseguir grandes ventajas. En este sentido, los grandes ventanales juegan un papel fundamental en los hogares. Porque si una buena ventana ya nos permite tener un hogar bien iluminado y con una mayor sensación de amplitud, con un ventanal todo esto se multiplica.

No os preocupéis por tener que limpiar el cristal, ya que al final es igual de sencillo que hacerlo con una ventana normal. Sin embargo, las ventajas de las que nos permite disfrutar no son las mismas que las que nos ofrecen las ventanas. Y para que podáis conocerlas todas al detalle, en este nuevo post hablaremos de por qué un gran ventanal mejorará tu hogar.

Los beneficios de un ventanal

Ya sea para abrir el espacio interior al exterior o para mejorar la comunicación dentro-fuera, los ventanales son elementos muy exclusivos. Nos permiten conseguir que una vivienda pase automáticamente a lucir inigualable sin tener que hacer mucho más. Entre sus grandes beneficios, permiten enriquecer la utilización de espacios, como ocurre en las zonas de día de la mayoría de viviendas en la actualidad. Además, el aporte de energía solar pasiva que nos aportan nos permitirá reducir la energía que consumimos para calentar el hogar, lo cual es algo a tener en cuenta.

Los grandes ventanales ayudan a mantener la casa más caliente durante los meses de invierno, lo que permite un ahorro en términos energéticos

Principales ventajas de tener un gran ventanal en casa

Si hablamos de otras ventajas, deberíamos señalar primero que la principal finalidad de un ventanal no debe ser otra que la de conectar el interior con el exterior de la vivienda. Pero no de cualquier manera. Si se maximiza el tamaño de la ventana es posible obtener un incremento en la ventilación del hogar y de la luz natural, por lo que el lugar en el que instalar el ventanal es importante. Hay muchas formas de beneficiarnos de sus ventajas. Por ejemplo, reemplazando tabiques de un pequeño patio para cambiarlos por un cerramiento de vidrio.

¿Qué tipos de ventanales son mejores?

Llegados a este punto hay que hablar sobre qué ventanas resultan mejores, a nivel de materiales, para estos finos. Según los expertos, optar por carpintería de aluminio con rotura de puente térmico permite un acabado esbelto y un buen aislamiento. Sin embargo, hay muchas opciones buenas entre las que elegir: ventanales correderos sobre raíles, vidrios laminados, cristales fijos, de puerta… Lo mejor para elegir correctamente es pensar en qué uso y qué finalidades queremos cubrir con su instalación.

En cuanto a los materiales, hay quienes sostienen que lo más adecuado tiene que ver con utilizar perfiles de aluminio. Esto otorga vistas de perfil más estrechas y una mayor transparencia a nivel de acabados. Y en lo relativo a los vidrios, es otra de las decisiones más relevantes que se deben tomar, siendo lo más interesante apostar por cristales de la mayor calidad posible. Solo de este modo podremos garantizar que el acabado es el que realmente estábamos buscando.

Login

Register

terms & conditions

Call Now ButtonLlamar ahora