En más de una ocasión hemos hablado en nuestro blog sobre la tecnología en el hogar. La verdad es que es algo que nos encanta: neveras que nos avisan de si la leche se ha gastado, aire acondicionado que podemos encender antes de llegar a casa, timbres que nos avisan de si alguien ha llamado a nuestro teléfono… Las opciones son enormes y caza vez existen más artículos de este tipo con los que encontrar más facilidades y novedades para nuestro hogar.

Si buscas una nueva vivienda preparada para ser utilizada con todo este tipo de nuevas tecnologías, no te pierdas el Residencial Aguacate Beach en Playa Granada. Uno de los productos que más llama la atención al hablar de domótica son las persianas eléctricas. Pero… ¿Realmente merecen la pena? A esa pregunta es a la que vamos a intentar responder hoy repasando sus ventajas e inconvenientes principales.

Ventajas de las persianas eléctricas

  • Ahorro energético: aunque su utilización requiera gastar electricidad, si programamos las persianas a un horario determinado podremos sacar el máximo provecho a la luz del sol en invierno o protegernos del calor en verano.
  • Seguridad: estemos en casa o no, podremos hacer que las persianas se suban durante la mañana y se bajen a la noche. Esto hará que se crean que hay alguien dentro de la vivienda y las probabilidades de que entren a robar serán menores.
  • Uso sencillo: son perfectas para personas con movilidad reducida ya que no tendrán que realizar ningún esfuerzo para su utilización.
  • Instalación fácil: la instalación es bastante sencilla y se puede realizar en persianas que ya tengamos montadas en nuestro hogar.

Desventajas de las persianas eléctricas

  • Mayor precio: son más caras que unas persianas normales debido a que incorporan más elementos para hacer posible su funcionamiento.
  • Consumo de energía: a diferencia de las tradicionales, cuando usamos las persianas eléctricas consumen electricidad, lo que hará que paguemos más en la factura de la luz.
  • Mantenimiento: a diferencia de las persianas normales, el mantenimiento será más complicado y caro.
  • Averías: existen más posibilidades de sufrir averías y estas resultarán más costosas normalmente.

Conclusión

La realidad de todos los artículos de este tipo es que dependerá del uso que le vayamos a dar realmente para establecer si están hechos para nosotros o no. Las ventajas que ofrecen las persianas eléctricas son muy grandes y cómodas aunque suponen realizar una inversión mayor que instalar unas como las de toda la vida. De este modo, nuestro consejo es que pienses si es algo a lo que realmente le vas a dar uso antes de decidirte.

Y si con este post no has sido capaz de establecer si sería una buena inversión para tu hogar, no te preocupes. Te dejamos este artículo de Homify en el que también hablan de las persianas eléctricas y si son o no realmente una buena idea. De este modo, contarás con toda la información que necesitas para fallar con tu decisión.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Login

Register

terms & conditions

Call Now ButtonLlamar ahora