Elige el color adecuado para el cuarto de los niños por Grupo Mayfo en Granada

Cambiar elementos de tu hogar es algo bastante frecuente. De hecho, casi todos los que tienen una vivienda en propiedad prácticamente nunca paran de hacerle cosas nuevas. Cambiar el baño, comprar muebles nuevos, modificar la cocina, hacerse con un sofá nuevo para el salón… Pero la cosa suele complicarse con las habitaciones de los niños, ya que siempre es complicado que todos queden satisfechos.

En este sentido, hace algunos días te contamos cómo diseñar un cuarto de juegos para niños. Pero hoy no vamos a centrarnos en los muebles o el diseño de la habitación, sino que dirigiremos nuestra mirada a algo muy concreto: el color de las paredes. Porque, más allá de consejos para saber cómo pintar, con las habitaciones de los más pequeños acertar es una tarea bastante complicada. Así que si quieres saber cómo pintar cuarto para niños, presta atención a este nuevo post de nuestro blog.

¿Cómo pintar cuarto para niños?

Lo primero que debes tener en cuenta al elegir el color de paredes para cuarto de niños es que lo ideal es encontrar el equilibrio entre lo que ellos quieren y lo que tu consideras mejor. ¿Por qué decimos esto? Pues porque cuando hablamos de niños de entre 5 o 6 años querrán dar su opinión sobre los colores a elegir. Sin embargo, debes tener en cuenta que son pequeños, por lo que es posible que quieran cambiar a menudo. Así que para que esto no te suceda, vamos a ofrecerte algunas opciones con las que todos quedaréis contentos.

Es importante que los pequeños también puedan mostrar su opinión, aunque debes tener en cuenta que podrían cambiar de gustos a menudo

Los tonos pastel

Si buscas un color de paredes para cuarto de niños que haga que la habitación sea acogedora, lo mejor que puedes hacer es recurrir a los tonos pastel. Esta habitación es un lugar para descansar, por lo que tonos suaves y relajantes como el gris, el rosa, el amarillo o el azul pastel son siempre una apuesta segura.

En caso de que no quieras caer en la monotonía, puedes complementar estos colores con toques más vivos con otros elementos de la habitación. Busca contrastes con la ropa de cama, los muebles y el resto de elementos del cuarto. Las alfombras infantiles son un artículo perfecto para dar más vida y alegría a la habitación.

Colores vivos e intensos

Si te preguntas cómo pintar cuarto para niños y que el resultado sea alegre e intenso, es una buena idea recurrir a colores más vivos. Muchos piensan que pueden ser contraproducentes y generar nervios. Sin embargo, lo cierto es que lo que hacen es estimular su creatividad e imaginación. Tonos como el naranja o el amarillo suelen ser opciones muy populares. Y en el caso de que te preocupe que sea demasiado llamativo, puedes reservar ese color solo para una pared o para una parte de la habitación.

Colores para los bebés

Si hablamos de bebés, las tendencias cambian. Aquí ellos no podrán decir qué tonalidad prefieren, así que todo dependerá de vosotros. Lo ideal en estos casos es optar por la suavidad, tonos que resulten suaves y relajantes. Piensa que tu bebé pasará gran parte de sus primeros meses de vida durmiendo, por lo que colores como el verde agua, el azul desgatado o el gris perla son ideales. En caso de que la habitación no tenga mucha luz, recurre a tonos claros.

Login

Register

terms & conditions

Llamar ahora